Nacional

Entrevista “Ahora es peor que antes” con un soldado en primera línea del ataque armado de Colombia (imágenes de combate)

El fin de semana pasado, el grupo insurgente marxista ELN llamó un “ataque armado” o toque de queda forzado en partes del país que disputan con el gobierno y otros grupos ilegales. El grupo parece estar fortaleciéndose, y el gobierno del presidente Ivan Duque y su partido Centro Democrático es ampliamente visto como ineficaz para combatirlos.

Mientras soldados hambrientos (ver más abajo) lucharon contra insurgentes durante el fin de semana durante el ataque armado convocado por narco-rebeldes, el presidente del país, Ivan Duque afirmó estar en un “retiro espiritual”.

Los guerrilleros afirman ser revolucionarios políticos pero están estrechamente vinculados con las redes internacionales de narcotráfico. Bajo la actual administración presidencial, el cultivo de coca para el procesamiento de cocaína ha alcanzado niveles récord.

Ahora es peor que antes. Antes, sabíamos con quién estamos luchando. Ahora hay tantos grupos …

La huelga del fin de semana avergonzó al gobierno que parecía incapaz de detenerlo durante el fin de semana. Ahora hay informes de presencia del ELN en el corazón del país cafetero. En Risaralda, cerca de la ciudad de Pereira, el ejército capturó 117 minas antipersonal, 12 barras de plástico explosivo, material de fusión y una pancarta del ELN. Si bien la administración de Duque se niega a implementar el proceso de paz negociado por la administración centrista anterior, también parece incapaz o no está dispuesto a detener el avance del ELN, casi intrascendente, o la producción de cocaína, que una vez más parece estar en aumento. 19659006] Foto de arriba: bombardeo de carreteras por guerrilleros rebeldes la semana pasada

Aunque una gran parte de los ex rebeldes de las FARC dejaron las armas y aceptaron la amnistía en el proceso de paz, los miembros disidentes rechazaron, por ideología, un deseo de permanecer fuera de la ley, o la simple desconfianza del gobierno para cumplir con sus compromisos bajo la administración entrante (actual). Ahora estos grupos luchan no por una utopía comunista, sino por dinero, territorio, poder e impunidad. Los civiles, especialmente los grupos rurales pobres e indígenas son los que más sufren.

Finance Colombia pudo comunicarse brevemente con un soldado de carrera en el frente en la problemática región de Tumaco para comprender la situación desde el punto de vista del soldado en el terreno. El soldado es un suboficial de carrera en la infantería naval de Colombia (Marines), equivalente aproximadamente a un sargento de primera clase en el ejército de los EE. UU. Sin alinearse con los movimientos o ideologías políticas de Colombia, el hombre, con una construcción fuerte y en sus 30 años eligió al ejército como carrera como un camino hacia la estabilidad profesional y lejos de una vida familiar inestable en su juventud.

Finanzas Colombia: ¿Cómo te va?

Marine: (traducido del español) Aquí hace calor (combate activo). Están disputando rutas de narcotráfico. Donde he estado estos últimos días ha habido intensos enfrentamientos. Las FARC disidentes contra todos los otros grupos que existen. Estas rutas se dirigen hacia el mar, y por eso están luchando por el territorio, y eso está desplazando a los civiles.

Finanzas Colombia: ¿Qué está pasando con el ataque armado del ELN?

Marine : Bueno, entiendo que este grupo está enviando un mensaje a Colombia y al presidente de que es el ELN con el poder de paralizar la economía, y que todos lo reconocen en todo el mundo. Quizás para llevar al gobierno a la mesa de negociaciones.

Finanzas Colombia: ¿Tiene el ejército lo que necesita para defenderse contra la huelga?

Infante de Marina: No. No tenemos lo que necesitamos. El ELN es una estructura organizada y su modo de operación es el terrorismo. Entonces uno o dos miembros bajo cobertura civil colocan explosivos y terminan controlando (por miedo) todo el territorio donde tienen presencia.

Finanzas Colombia: ¿Por qué estos grupos parecen estar fortaleciéndose ahora?

Marine: Están bien financiados por los grandes carteles de la droga, ahora fuera de Sinaloa (México, ya no se quedan sin Colombia como en los años 80 y 90). Ahora es peor que antes. Antes, sabíamos con quién estábamos luchando. Ahora hay tantos grupos que luchan por las rutas para contrabandear la coca.

El soldado también indicó que les falta comida, el comando no les proporciona alimentos adecuados para mantenerse en el campo y lo que reciben es de valor nutricional extremadamente bajo: una bolsa de lentejas, una pequeña porción de arroz por día.